Conocer San Petersburgo "Clásico" - 4 días - Hasta 25% Dto. al Acompañante Salidas desde: Barcelona, Madrid

Desde

786 €

Precio por persona, tasas Incluidas
Encontrado para
8 oct 2017 3 noches
desde Barcelona

Reservar

  • Incluye
  • Vuelos en línea regular
  • 4 días.
  • Traslados y visitas indicadas.
  • Estancia en hoteles de categoría 4*, en régimen según programa.
  • Incluye Visado

Si necesitas ayuda

Llámanos al 902 123 383

Indicanos el código de oferta: 21396

De lunes a viernes:
De 09:00h a 20:00h
Sábados:
De 09:00h. a 14:00h
Paga en dos veces
para reservas viajando a partir de: 13/04/2017
ITINERARIO

DÍA 1: ESPAÑA - SAN PETERSBURGO
Embarque y salida según plan de vuelos. Llegada, traslado al hotel y alojamiento.

DÍA 2: SAN PETERSBURGO
Desayuno en el hotel. Visita Panorámica de San Petersburgo, totalmente guiada en español, toma de contacto ideal con la ciudad, su centro histórico y sus principales monumentos. Podremos apreciar la Perspectiva Nevsky, con sus prestigiosos edificios: Palacios Aníchkov, Stroganov y Beloselski-Belozerski; iglesias luterana, católica y armenia; la Catedral ortodoxa de Nuestra Señora de Kazán, los edificios Eliseev, Mertens y Singer... Atravesaremos la Fontanka, río que cruza el centro urbano de San Petersburgo, así como el río Moika y el canal Griboyedov. Sobre este último se encuentra la célebre iglesia de San Salvador sobre la Sangre Derramada, de inconfundible estilo ruso con sus cúpulas multicolores y doradas, en forma de bulbo. El antiguo Palacio de Invierno, imponente residencia de los Zares, transformado en el Museo del Hermitage, domina desde su fachada Norte el curso del majestuoso Neva. Al otro lado del río se alza la inconfundible silueta de la Fortaleza de Pedro y Pablo. No lejos se encuentra la Cabaña de Pedro el Grande: desde esta modesta vivienda de madera, el Zar seguía personalmente la evolución de la construcción de “su” ciudad, entre 1703 y 1708. En la isla Vasílievski se encuentran la Strelka, el palacio Ménchikov y el histórico edificio de la Universidad. Pasaremos ante el Almirantazgo y su imponente flecha dorada, símbolo de la fuerza naval rusa, en la que Pedro el Grande quiso cimentar su Imperio. Veremos su estatua ante el edificio del Senado y la Catedral de San Isaac, con sus gigantescas columnas de granito rojo de Finlandia. La plaza Teatrálnaya alberga los edificios del Conservatorio y el célebre Teatro Mariinsky. Terminaremos ante la bella catedral de San Nicolás de los Marinos, rodeada de canales.
Visita de la Catedral de San Nicolás de los Marinos y asistencia parcial a la misa ortodoxa rusa cantada . Este magnífico monumento del barroco ruso, con sus espectaculares cúpulas doradas, fue erigido en una zona que desde tiempo de la fundación de la ciudad por Pedro el Grande estaba poblada principalmente por marinos, debido al gran número de vías de agua que la surcan y a su proximidad con el puerto de la ciudad. Posteriormente se instaló aquí el Regimiento Naval de la ciudad. La iglesia fue construida por orden personal del príncipe Golitsin, que ofreció a la zarina Elisaveta Petrovna erigir el templo de San Nicolás de los Milagros - protector de los marinos - en honor de las hazañas de la Flota Rusa. La construcción, dirigida por el arquitecto Chevalinski, duró desde 1753 hasta 1762. La catedral consta en realidad de dos iglesias diferentes, situadas cada una de ellas en uno de los dos pisos que la componen: la iglesia de San Nicolás en el piso inferior, y la iglesia de la Epifanía en el superior. Ambas ricamente decoradas con molduras y columnas de orden corintio. El conjunto es rematado por un bello campanario exento. La combinación de cúpulas doradas, fachadas azules y columnas blancas es de gran belleza.
Pequeño paseo por el barrio de Dostoievski. El escritor de fama mundial Fédor Dostoievski mantuvo una estrecha relación con la ciudad de San Petersburgo, a la que amó, y en la que pasó una gran parte de su vida. Visitaremos su barrio preferido, situado en pleno centro de San Petersburgo donde, tras las elegantes fachadas, vivían gentes de toda clase y condición, personajes que reflejaban la Rusia real, que el escritor gustaba de llamar “Verdaderos Rusos” y reflejó de forma magistral en obras como “Crimen y Castigo”, “el Idiota” y otras. Recorreremos las mismas calles donde paseaba el escritor, podremos admirar la fachada de la casa donde murió, hoy transformada en museo, y visitaremos la iglesia de San Vladimir, donde frecuentemente acudía a rezar.
Visita del Mercado Kuznechny. Situado en una de las zonas más antiguas de San Petersburgo, en el barrio que hoy lleva el nombre del escritor Dostoievski, el Mercado fue construido a principios del siglo XX. Es uno de los más famosos de la ciudad, siendo sin duda el favorito de sus habitantes. No es el lugar más barato, pero si el mejor abastecido. Aquí podemos encontrar los mejores productos procedentes de toda Rusia y de otros lugares del mundo: Frutas y verduras de los fértiles oasis de Asia Central, sabrosos quesos caseros; deliciosos frutos secos del Cáucaso, setas y frutos de los bosques del Norte, pescado fresco de los ríos rusos y caviar... Los compradores pueden probar los productos, es la mejor garantía de calidad!
Vista exterior del Acorazado “Aurora” barco de la antigua marina de guerra imperial, cuyos cañonazos el 25 de octubre de 1917 marcaron el inicio de la Revolución Rusa. La tripulación amotinada se sumó a los revolucionarios, rechazando la orden superior de abandonar la ciudad. Sus tropas no solamente dieron la señal del asalto al Palacio de Invierno, sino que participaron en el mismo. Podremos admirar la espectacular vista del majestuoso acorazado y sus históricos cañones desde la orilla del Neva.
Visita exterior de la Cabaña de Pedro el Grande. Esta modesta casa de madera, construida en 1703, fue la primera edificación de San Petersburgo. Inspirada en las viviendas holandesas del siglo XVIII, desde ella Pedro el Grande seguía personalmente la edificación de “su” ciudad entre 1703 y 1708. Visita de la Fortaleza de Pedro y Pablo. Situada en una pequeña isla frente al Palacio del Invierno, dominando los tres brazos del Neva, la Fortaleza estaba destinada a proteger la ciudad de las incursiones por vía marítima. Los Zares la utilizaron después como prisión política, encarcelando allí a sus principales opositores, principalmente intelectuales. Convertida hoy en museo, su recinto amurallado ofrece incomparables vistas de la orilla sur del Neva. Desde sus murallas, diariamente, un cañonazo marca las doce del mediodía. La pequeña iglesia de madera que se encontraba originalmente en su interior se fue agrandando hasta transformarse en Catedral. Podremos admirar en ella la tumba del fundador de la ciudad, el Zar Pedro el Grande, así como las de los zares de la dinastía Romanov y sus familias, incluyendo Nicolás II y su esposa e hijos, asesinados durante la revolución en 1918. Sus cuerpos fueron trasladados a la Catedral en 1998.
Almuerzo, tiempo libre y alojamiento.

DÍA 3: SAN PETERSBURGO
Desayuno en el hotel y día libre. Alojamiento.
En opción: Visita del Museo del Hermitage .

DÍA 4: SAN PETERSBURGO - ESPAÑA
Desayuno en el hotel en función de la hora de salida del vuelo. A la hora convenida traslado al aeropuerto. Embarque y salida según plan de vuelos con destino España. Llegada. Fin del viaje y de nuestros servicios.

Nota importante: La descripción del itinerario es genérica y sujeta a variación sin que afecte al contenido del programa.

Estamos confirmando tu reserva...
Por favor, no pulses ninguna tecla en tu navegador. Este proceso podría tardar unos segundos.